lunes, octubre 16, 2017

1145 - La Bruja Greca.

Cuando la bruja se fue de vacaciones a Grecia, quedó fascinada con su cultura, gente y arquitectura; sin embargo, no podía evitar sentirse incómoda a donde quiera que iba porque todos la veían muy curiosamente y cuchicheaban sobre ella debido a que llevaba puesto su habitual camisón negro manga larga y su sombrero puntiagudo.

De tal forma, cansada de ser el centro de atención y la causa de miradas furtivas, la bruja siguió el consejo que le habían dado cuando visitó Roma y se zafó de su vestuario, poniéndose, en cambio, una ligera stola blanca acompañada de una pequeña tiara de laureles sobre su cabeza.

Al verse en el espejo, la bruja no podía creer lo greca que se veía y, cuando salió a la calle, notó inmediatamente el cambio de las personas que la rodeaban, al ser más aceptada y querida a donde quiera que iba, lo que hizo que sus vacaciones fueran aún más placenteras.

Pero, a tan solo un par de días de regresar a casa, la bruja descubrió que en Grecia las mujeres con dotes especiales como los suyos eran amadas y veneradas por todos, en especial por el Emperador, quien las protegía y les daba riquezas a cambio de sus predicciones. Así que, comparando todo esto con su pueblo natal, donde tenía que vivir escondida para no ser quemada en la hoguera, la bruja decidió quedarse a vivir en Grecia, dónde le cambiaron su apodo y empezaron a llamarla Oráculo.


Fin.

Para mantenerte al día con todas las publicaciones, datos, e información pertinente a los microrrelatos y su autor, puedes seguir y descargar la aplicación gratis para Android en la Google Play Store: 365 Microcuentos
Twitter: @365Microcuentos
Facebook: @365Microcuentos
Instagram:@365Microcuentos
Pinterest: @365Microcuentos
Cuentos de Brujas y de Halloween

Comparte este Post:

No hay comentarios:

Publicar un comentario