lunes, octubre 14, 2019

1358 - El Libro de la Bestia.

Sir Helder Amos | lunes, octubre 14, 2019 |
Mientras la joven recogía sus cosas en el ático para terminar de organizar la mudanza, misteriosamente se cayó de una de las cajas que pertenecía a su madre un pesado libro negro, que llamó su atención.

Como hipnotizada, se dirigió con pasos lentos al libro y lo tomó en sus manos, le sacudió el polvo y sintió la suave portada rozar sus dedos, sin sospechar que estaba forrada de piel humana. Con sus dedos recorrió las letras doradas que decía: Bestia Librium, y luego, lo abrió lentamente,

Las páginas del libro estaban llenas de firmas de una tinta marrón oscura. Rápidamente lo hojeo y en la última página un par de firmas llamaron su atención, la antepenúltima firma era la de su abuela, y la última la de su madre.

Sientiéndose atraída por el libro, un misterioso impulso de firmarlo se apoderó de ella y, tras rebuscar en la caja de donde se había caído encontró una pluma. Sin entender cómo ni porqué, sentía que sabía lo que tenía que hacer, así que se punzó el dedo índice con la pluma y observó cómo está se llenaba con su sangre.

Luego, sin salir de su trance, se sentó y puso el libro en el suelo, sosteniendo la pluma que temblaba  en su mano, la dirigió lentamente hasta que tocó la hoja...

- ¡¿Qué estás haciendo?! -le gritó su madre desde el umbral de la escalera.

La joven, instantáneamente volvió en sí.

- No lo sé -respondió sinceramente, sacudiendo ligeramente su cabeza y soltando la pluma.
-  ¿Lo firmaste? - le preguntó su madre con un rugido.
- No, no, no -balbuceó la chica, mirando el libro muy confundida.
- ¡Regresa a tu cuarto inmediatamente! -le ordenó la madre, histérica- ¡Tu estás bautizada! ¡Yo no te bauticé en vano para que me hicieras esto!

La joven dejó el libro en el piso y bajó corriendo a su habitación sin comprender los gritos de su madre.

Una vez sola, la madre tomó el libro y vio que en la página donde estaba abierto, habían aparecido unas palabras debajo de su firma que decían:

Ella, tambien, será mía”.

Fin.

Para mantenerte al día con todos los microrrelatos nuevos, tips de escritura, datos, contenido extra y mucho más, sígueme en:
Google Play Store: 365 Microcuentos
Twitter: @365Microcuentos
Facebook: @365Microcuentos
Instagram:@365Microcuentos


lunes, octubre 07, 2019

1357 - El Consejo de Papá Pirómano.

Sir Helder Amos | lunes, octubre 07, 2019 |
Cuando su hijo se acercó para decirle que estaba siendo molestado en la escuela, sintió hervir su sangre y, sin pensarlo, buscó su encendedor de la buena suerte y se lo dio a su pequeño diciendo:

- La próxima vez que alguien te moleste, hijo, abrásalo.
- ¿Qué lo abrace, papá?
- Sí, que no te de miedo, dirígete directamente a quien te esté molestando y abrásalo.
- E-e-está bien, papá -titubeó el pequeño.
- Toma, este es mi encendedor de la suerte, llévatelo mañana a la escuela y resuelve este problema de una vez por todas.
- Gracias, papá -dijo el niño, guardándolo en su bolsillo.

Al día siguiente, el padre, arrepentido del consejo que le había dado a su pequeño, espero nervioso una llamada de la escuela o ver una noticia en la televisión en la que informaran que su hijo se había convertido en un criminal.

Sin embargo, cuando el niño llegó de la escuela, corrió hasta donde estaba su padre y lo abrazó fuertemente.

- ¡Gracias por el consejo, papá, funcionó!
- ¿Sí? -inquirió el padre, confundido.
- Sí, papá, hice tal como lo dijiste, cuando el otro niño de la escuela empezó a molestarme, agarré el encendedor que me diste en mi mano para que me diera suerte y, sin sentir miedo, abrí los brazos y le di un abrazo...
- ¿Un abrazo? -lo interrumpió el padre, perplejo.
- Sí, papá, como me aconsejaste, -continuó el niño, muy emocionado-, le dí un gran abrazo y no lo solté hasta que me jurara que seríamos amigos, y ahora somos amigos, papá, ¡Muchas gracias!
- De nada, hijo, de nada -balbuceó el padre, dándole unas pequeñas palmaditas en la cabeza y sintiendo un gran alivio.

Fin.

Si te gustó este cuento y te gustaría ayudarme a mantener 365 Microcuentos en línea, puedes dejarme una propina en PayPal.me/helderz o a través de CashApp $Helderz ademas, no olvides de seguirme en:
Google Play Store: 365 Microcuentos
Twitter: @365Microcuentos
Facebook: @365Microcuentos
Instagram:@365Microcuentos


martes, octubre 01, 2019

1356 - Las Palabras Perfectas.

Sir Helder Amos | martes, octubre 01, 2019 |
Pasó días, semanas y meses buscando y pensando las palabras perfectas para proponerle matrimonio.

Sin embargo, cuando sintió que finalmente las había encontrado y se arrodilló ante su pareja para hacerle la gran pregunta, sus ojos y su almas se conectaron y, tras un segundo de silencio, sin que ninguno de los dos pronunciara ni una sola palabra, todo quedó sobrentendido y se sintieron la pareja más feliz del universo.

Fin.

Si te gustó este cuento y te gustaría ayudarme a mantener 365 Microcuentos en línea, puedes dejarme una propina en PayPal.me/helderz o a través de CashApp $Helderz ademas, no olvides de seguirme en:
Google Play Store: 365 Microcuentos
Twitter: @365Microcuentos
Facebook: @365Microcuentos
Instagram:@365Microcuentos