sábado, febrero 20, 2016

956 - La venganza de la hormiga mutante.

Después de alcanzar un tamaño gigantesco, por meterse en un barril de desecho toxicos, lo primero que hizo la no-tan pequeña hormiguita fue dirigirse a la primera ciudad que vio a lo lejos, para  aplastar, con su nuevo gigantesco pie, los edificios y casas de los humanos, tal como uno de ellos había hecho con su hormiguero, hace mucho tiempo, en el bosque donde vivía.

Fin.

Comparte este Post:

No hay comentarios:

Publicar un comentario