sábado, febrero 08, 2020

1364 - El Aullido del Lobo Solitario.

A pesar de que siempre se había llamado a sí mismo un lobo solitario, esa noche en particular la soledad en su vida le estaba cobrando factura. Así que decidió tomar un paseo nocturno para apaciguar sus sentimientos.

Mientras caminaba por el parque, notó que la atractiva luna llena parecía más grande y brillante que siempre, y en un pequeño momento de locura, se puso las manos alrededor de la boca y aulló con todas sus fuerzas, tratando de expresar y exteriorizar la soledad que lo atacaba, como si fuera un lobo. Un lobo solitario.

“¡Estoy loco!” Pensó, sonriendo. “Loco y solo en este mundo...” Reflexionó, a medida que la sonrisa se borraba de su rostro. Pero de pronto, antes de que pudiera volver a al estado taciturno en el que se encontraba, escuchó a los lejos...

Auuuu

Y su sonrisa se re dibujó en su rostro.
Fin.

Si te gustó este cuento y te gustaría ayudarme a mantener 365 Microcuentos en línea, puedes dejarme una propina en PayPal.me/helderz o a través de CashApp $Helderz ademas, no olvides de seguirme en:
Google Play Store: 365 Microcuentos
Twitter: @365Microcuentos
Facebook: @365Microcuentos
Instagram:@365Microcuentos


Comparte este Post:

2 comentarios: