sábado, enero 30, 2016

947 - Comparte una Coca Cola con...

Cuando vio la nueva campaña de la Coca Cola, pensó que era la excusa perfecta para poder acercarse a la chica que le gustaba, así que empezó a buscar, cómo loco, una botella de Coca Cola que trajera el nombre de ella en su etiqueta.

Después de pasar semanas buscando, finalmente, encontró, en una gasolinera en las afueras de la ciudad, una botella con el nombre de la chica y, tras comprarla, se fue corriendo al parque donde ella siempre estaba con sus amigas.

Tan pronto llegó  al parque, su corazón empezó a latir muy rápidamente hasta que la vio y sintió que su corazón y todo su cuerpo se paralizaba al instante. Pero, luego de unos segundos, se llenó de valor y, afrontando sus nervios, se acercó a ella, muy tímidamente:

- ¡Ho-ho-hola! -titubeó-. Por casualidad vi esta Coca Cola con tu nombre en el súper y la compré pensando en ti -dijo, extendiendo su temblorosa mano para darle la botella a la chica.

La chica, sorprendida, se le quedó viendo un momento y, tras examinarlo de arriba a abajo con la mirada, le contestó con un chillido:

- ¡Ay! ¡Gracias! ¡Qué lindo! Pero, sorry,  yo solo tomo Pepsi ¡Bye!

Dejándolo con el corazón roto y el brazo extendido, mientras sus amigas se reían ruidosamente.

Fin.

Comparte este Post:

1 comentario: